5.10.09

Complejo de Sócrates...

Σωκράτης

La vida es un segmento que se pasa lentamente rápido. No es la primera vez que por ahí lo enuncio. Al ver los ojos de las personas me doy cuenta de ello. Estamos preocupados por hacer que el paso por este mundo haya válido la pena. Algunos lo plasman en descendencia, otros en su carrera profesional y otros tan sólo con alguna charla. Queremos que valga la pena. Estamos precedidos y vamos a ser seguidos por otras personas.
Somos millones en el mundo. Cada uno con sus diferencias. El odio, el dolor, el amor. Todos los sentimientos caracterizan al hombre. Le damos significado a todo. Tenemos que explicar. ¿De dónde viene eso? Muchos quieren huir de las explicaciones. Somos contradictorios y eso nos hace bellos. ¿Qué podemos hacer? Vivir y morir. Y vivimos y morimos sabiendo que nos vamos a morir. Y al morir, cosa que todavía no puedo anticipar ni explicar, seguramente buscaré el significado de mi vida. Buscaré también el significado del hombre. ¿Y si no encuentro nada que será de mí? ¿Que será de mí cuando muera? ¿Como será mi último segundo de vida? Por favor, no me malentiendan, quiero vivir. Y como quiero vivir, todo me da curiosidad. Y como tengo mucha curiosidad busco constantemente explicaciones, aún cuando no están ahí o cuando las explicaciones que consigo son erróneas. Es momento de terminar este escrito y cuando escribo siempre intento darle un final poético. Un final que pueda sacarte un suspiro o dejarte la cabeza pensando. Cómo me siento en el día de hoy, extremadamente apagado, decido simplemente...terminarlo con la siguiente frase:

"Sólo se, que no se nada".

No hay comentarios: