29.11.11

Cantando bajo la lluvia...

Qué bello después de un día de sofocante calor una lluvia refrescante. Todos te miran cómo si estuvieras loco pero señores, un gran ejercicio de liberación es el dejar mojarse por la lluvia. Prueben cuando puedan. No importa la ropa, los zapatos, los relojes. Hagan cómo los chicos. Sonrisa de oreja a oreja y a disfrutar. si se pueden entregar se nota que sus vidas están más cerca de la felicidad real.

No hay comentarios: